Ymascotizados

Intensa nevada, re-activación política


Ha nevado en Madrid. Eso en realidad no es una gran novedad, lo que sí lo es es que cuaje; yo no lo veía desde..., pues no me acuerdo, así que debe ser desde hace muchos años. Un poco más caótico que cuado caen 4 gotas, que los madrileños no estamos acostumbrados, ha habido accidentes, atascos, tráfico lento y carreteras colapsadas o cerradas y, por lo tanto, niños que no han podido ir al colegio y gente que llega tarde a sus trabajos, que siempre es bueno que el clima nos eche una manita de vez en cuando, ¿verdad vicepresi? (no se lo digáis a nadie pero ella ha sido de las que ha llegado tarde al curro por la nevada, no como la presi de Madrid que hasta le ha dado tiempo a ir recogiendo gente que se había quedado tirada en la carretera, ¡eso sí es eficacia!).

En fin, esto nos lleva a una cuestión importante: si en Madrid nieva fuerte cada... ¿cuánto?, ¿cada 20 años?, quizá no sea necesario perpetuar gastos extra en prevención de una gran nevada, tal vez no sea muy inteligente tener una maquinaria y un personal fijo, que costarían millones, en previsión de una gran nevada, esperando... unos 20 años para entrar en acción, pero eso sí, siempre preparados, por si acaso.


Pues bien, nuestros políticos, que están ahí porque lo ha decidido el pueblo y porque no hay otra cosa -que todo hay que decirlo-, como siempre demostrando su eficiencia, su gran capacidad y su increíble competencia, se comportan como niños en un patio de colegio enfrentados en un interminable "has sido tú" - "tú más" - "pues tú mucho más" - "pues tú infinito más" - "pues anda que tú"..., y aprovechan hasta las desavenencias del clima para utilizarlas políticamente.



Así, en vez de actuar y poner medios para solucionar un problema que en nuestra ciudad es esporádico, el gobierno ataca a la presidencia de Madrid, la presidencia de Madrid ataca al gobierno, los medios de comuicación, lacayos de unos u otros, echan más leña al fuego de modo que según veas un canal, escuches una emisora o leas un periódico determinado la culpa de que Madrid se colapse por un excceso de nieve la tienen unos u otros, y nosotros nos lo creemos.

Vamos, en resumidas cuentas, que como tras las elecciones -que lo admitamos o no manipulan más o menos a su antojo los responsables de marketing de las campañas y los medios de comunicación- creen que somos imbéciles, pues nos tratan como a tales. Y lo peor, lo peor no es eso, que de políticos es lo menos que se puede esperar, lo peor es que lo somos y terminamos hablando en el metro, por boca de unos o de otros, de lo triste e irresponsable que es que no se tomen medidas para prevenir una situación como ésta.


Pero ¡qué bonita es la nieve!, ¿a que sí?


 
Free counter and web stats