Ymascotizados

El viento y la mente.

En una película oí algo sobre los efectos del viento en la mente humana, los trastornos que un viento fuerte y persistente puede provocar en la conducta. Al parecer, en las zonas que sufren fuertes y constantes rachas de viento, los suicidios y comportamientos extraños están a la orden del día. Como la peli era americana no di mucho crédito a la afirmación. Me viene a la mente una inteligentísima profesora que tuve en la facultad, que siempre se quejaba del mal que hacían las películas americanas en los estudiantes de cualquier carrera, pero mucho más en los de psicología.


Pues bien, hoy, pese a que sigo profesando una gran admiración por aquella profesora tan borde e hijaputa como fantástica en lo suyo, las pelis americanas han ganado un punto en mi escala (ya llevan dos, el otro es Brad Pitt). ¡Joder, qué mala leche se me ha puesto al salir de casa con el vientecito de los cojones! De suicidarme no me han dado ganas, pero de trastornar mi comportamiento sí.

 
Free counter and web stats